Gabriel García Márquez: «Cien años de soledad» / Me fui hasta Macondo para ver a Remedios, la bella / Escritor colombiano

Cien-años-de-soledad-ilustración-de-Carlos-Alberto-Arellano

Ilustración y texto de Carlos Alberto Arellano

Todos los que leyeron Cien años de soledad, de Gabriel García Márquez, recuerdan a Remedios, la bella. A mí no me alcanzaba con recordarla. Así que me fui hasta Macondo, a lomo de mula, para verla de cerca. Y sí, esa muchacha es dueña de una belleza fabulosa, que te perturba, que te hierve la sangre, que te vuelve loco. Ahora mismo la estoy viendo. Me encanta darme cuenta de que está completamente desnuda debajo del camisón. Me encanta ver cómo se chupa los dedos después de comer con las manos. Me encanta su olor natural, su cráneo pelado, me encanta ver cómo se descubre los muslos para quitarse el calor.

Bonifacio 

► Gigantio: Escritores

► Maqui duende: Mis ilustraciones