OPIO / «El enemigo de China»


«Hacia 1890, un ochenta por ciento de los chinos, de todas las clases sociales, eran adictos al opio. Los adictos (que sufrían mareos, temblores y dolores de huesos) se convirtieron en trabajadores menos eficientes. La economía se vio seriamente afectada por la droga.»